lainformacion.comLegal

Practicopedia > Categorías > Legal > Reclamaciones > Swap en 3 sencillos pasos: qué es, qué tipos existen y qué sentencias hay en su contra

Swap en 3 sencillos pasos: qué es, qué tipos existen y qué sentencias hay en su contra

Descubre qué son los swaps, qué tipos existen y las consecuencias de su comercialización

swap-navascusi_0_0.png
FOTO: web Navas & Cusí

30/08/2016 por: cliso87

Los swaps son productos financieros muy complejos que han sido comercializados por parte de las entidades bancarias de forma indiscriminada hacia perfiles que no eran los idóneos. Por ello, si en su día no pudiste, descubre qué son los swaps y qué tipos existen, así como se expone el motivo de una sentencia ganada por el bufete Navas & Cusí frente a CaixaBank.

  1. 1 ¿Qué son los famosos swaps?

    Un swap, también llamado permuta financiera, es un tipo de producto financiero con una alta complejidad, el cual ha sido comercializado de forma masiva por parte de las entidades bancarias en los últimos años, consistiendo éste en el intercambio de los denominados “flujos de caja” futuros de acuerdo a unos criterios establecidos previamente entre partes.
    Al respecto, cabe mencionar que los swaps no son productos admitidos a negociación en mercados organizados, sino que dependen de estos. En cualquier contrato de swap, de cara a evitar disgustos posteriores -aun siendo una persona con conocimientos financieros suficientes-, es preciso que se indique la moneda en la que tendrán lugar dichos intercambios, así como el tipo de interés aplicable y plazos en los que las partes realizarán el intercambio de dichos flujos monetarios.
    Pero también resulta tener claro una serie de preceptos, de cara a no incurrir en errores en la interpretación de dicho producto financiero. De esta forma, en el momento de su contratación es necesario considerar la no existencia de un intercambio real de fondos, sino de una “promesa” futura, “promesa” que será obligatoria cumplir de acuerdo a lo que se hubiese establecido en el contrato.

  2. 2 ¿Qué tipos de swaps existen?

    En lo que respecta a los tipos de swaps que existen éstos, básicamente, se puede agrupar en dos grandes grupos: los swap de tipo de interés y los swap de divisa.
    Los swap de tipo de interés son aquellos que implican un intercambio periódico de flujos durante un período de tiempo pactado entre las partes, con unos intereses calculados sobre el teórico -y principal- de la operación. Para dicho cálculo es necesario que estas operaciones estén referenciadas en la misma moneda.
    Además, los swap de tipo de interés podrán ser calculados a partir de tipos fijos y variables, en función de lo acordado entre partes.
    Por el contrario, los swaps de divisas son aquellos que implican el intercambio de ciertas cantidades referenciadas en distintas monedas, en fecha cierta, implicando ello que, en el momento del intercambio, sea necesario abonar los intereses más el principal amortizado.
    Además, existen otros tipos como el “swap suelo-techo”, el cual tiene un tipo de interés máximo y mínimo durante toda la duración de la permuta financiera, swaps diferidos, swaps acumulables o amortizables, “cupón cero”, reversibles, etc., y todos ellos se han configurado en el tiempo de acuerdo a las necesidades o preferencias de las partes.

  3. 3 Últimas sentencias sobre swaps

    Son múltiples las sentencias que han tenido lugar contra las entidades financieras por la comercialización de estos productos financieros, catalogados como muy complejos, obligando a éstas a devolver las liquidaciones que se hubieran cobrado como consecuencia de la contratación de tales productos.

    Para la comercialización de tales productos es necesario la realización, de forma previa, de un test de idoneidad al cliente por parte de la entidad bancaria, test que en múltiples ocasiones no se ha realizado como consecuencia de un afán lucrativo por parte de estas, limitándose a colocar este tipo de productos a consumidores con un perfil inexperto en materia financiera.
    Una de las últimas sentencias ganadas al respecto tiene como responsable al bufete Navas & Cusí, despacho experto en la materia y muy activos en lo que respecta a la participación en sentencias por este motivo contra diversas entidades financieras de nuestro país. En una de estas últimas sentencias, ganada contra CaixaBank, se alegó que la iniciativa para la comercialización del producto tuvo lugar por parte de la entidad bancaria, aconsejando al cliente su contratación sin tener en cuenta el perfil de éste y sin informarle de los riesgos implícitos del producto.
    Sin duda, esto refleja el afán de las entidades bancarias por diversificar la cartera de productos que comercializan, apoyando esta comercialización, muchas veces, únicamente en intereses propios, sin considerar las necesidades de los consumidores.
    Por ello, tal y como se ha mencionado anteriormente, la comercialización de este tipo de productos no debería realizarse de manera “superficial”, sino que en todo caso la entidad estará obligada a realizar un test de idoneidad y, en caso de resultado negativo, respetar el mismo y por ello no proceder a su comercialización. Sin duda, y en base a las últimas sentencias, esto es algo que no se ha cumplido en los últimos años y que refleja la mala praxis bancaria de la banca española para con los consumidores.

También te puede interesar

 

Deja tu comentario

Normas de uso

Aviso legal

No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Subido el 30/08/2016 por:

cliso87
cliso87

Licenciada en Derecho. Doctorando. Apasionada de la ley. Creyente en la justicia.

  • 0 Vídeos
  • 20 Textos
  • Total: 20